El Ideal Itinerario de 10 Días en Las IVB

Ultimate BVI Itinerary

Hay algo sobre las Islas Vírgenes Británicas. ¡Al parecer es poco para nosotros y para nuestros invitados también! Así que, incluso habiendo ido de isla en isla en este parque de navegación del Caribe una vez, dos o diez veces, siga a nuestra propia Laura Brafford, Especialista en planificación de vacaciones, mientras le lleva en un viaje detallado de su más reciente aventura de 10 días en las siempre increíbles Islas Vírgenes Británicas y le proporciona algunos consejos de expertos sobre cómo aprovechar al máximo su experiencia de viaje ...

Día 1 – Llegada Y Cooper Island

Volando desde Tampa, Florida y celebrando dos cumpleaños 40, decidimos mejorar nuestra experiencia de viaje reservando un vuelo privado a través de Fly BVI. Volando desde Tampa, Florida y celebrando dos cumpleaños 40, decidimos mejorar nuestra experiencia de viaje reservando un vuelo privado a través de Fl BVI. Reservamos un vuelo programado desde y hacia San Juan, Puerto Rico y ellos coordinaron el resto para nosotros. Nuestro precio de ida y vuelta fue comparable a la reserva de una tarifa programada y costó $ 943.30 por persona (que incluía nuestros vuelos de Jet Blue). Solo teníamos 6 personas en un avión de 9 pasajeros, por lo que en realidad podría mejorar algunas de las tarifas publicadas si tuviera más personas con usted. Para los beneficios añadidos y ahorros potenciales, recomiendo encarecidamente este servicio. (¡Si usted los llama para una cotización, dejeles saber que usted es un cliente de The Moorings!)

Cuando aterrizamos en San Juan y desembarcamos nuestro vuelo de Jet Blue, un representante de Fly BVI nos estaba esperando para llevarnos hasta la reclamación de equipaje. Tenían un controlador, que estaba incluido en el precio, quien recogió nuestras maletas y nos llevó a un servicio de transporte privado que nos llevó rápidamente a nuestro vuelo privado. Llegamos a San Juan a las 12:45pm y aterrizamos en Beef Island a las 2:10pm. ¡Esto nos dió un día entero extra para disfrutar de las islas, evitado retrasos en el aeropuerto, y nos ahorró una costosa cuenta en el bar del aeropuerto! En fin, creo que esta es la forma en que vamos a elegir viajar a las islas en el futuro.

Una vez que pasamos por la aduana en Beef Island, el Servicio de Taxi de Wheatley nos llevó a Trellis Bay, donde nuestro capitán y nuestro yate nos estaban esperando. Trellis Bay todavía tenía un poco de daño a consecuencia del huracán Irma,pere pagar por el servicio de recogida de The Moorings funcionó perfectamente! Aunque todos somos navegantes experimentados, elegimos contratar un patrón local para poder nuestro pies en alto y relajarnos por completo. El conocimiento local siempre nos lleva a al menos un lugar en el que nunca hemos estado antes.

piackup_trellis.jpg

Nuestra primera noche la pasamos en Cooper Island, un complejo ecológico con un impresionante bar de ron. Rum Bar. Teníamos reservado habitaciones aquí para esa noche porque originalmente nuestro yate no estaba programado para estar listo para nosotros hasta el 2 de junio. Navegar a nuestro yate y conectarnos a la boya de amarre privada del hotel, que está reservada para los huéspedes,realmente nos hizo sentir como super estrellas! Pudimos desempacar, acomodarnos, agarrar algunos artículos y dirigirnos a la costa para un comienzo relajante de nuestras vacaciones. ¡Una cena en la orilla es algo que debe hacer!

A pesar de que los terrenos no se ven afectados por la reciente tormenta, los restaurantes obtienen todos los productos orgánicos cultivados localmente y la carne alimentada con pasto para su menú. Si está buscando una estadía de 2 o 3 noches al principio o al final de su viaje, Cooper Island Beach Club definitivamente debe ser un lugar para considerar. Las habitaciones abarcaron todo lo que desearía de unas vacaciones en el Caribe, y más. Esta es también una de mis tiendas de regalos favoritas, con una variedad de artículos que van más allá de las baratijas típicas de la isla.

Día 2 – Virgin Gorda

¡Tan triste como nos sentíamos a dejar nuestro primer día atrás, estábamos ansiosos de llegar a Virgin Gorda y explorar The Baths! Pasamos una buena parte del día aquí, arrastrándonos a través de las cuevas, nadando, y por supuesto almorzarando en el Top of the Baths. En años pasados, yo diría que los zapatos son opcionales-sin embargo ahora recomiendo usar zapatos de agua o tirar un par de chanclas en su bolsa si planea hacer la caminata a la cima. Aunque no es un paseo lejos, el follaje no es tan exuberante como solía ser, lo que hizo que la caminata fuera extremadamente caliente debido a la falta de sombra. Nos apresuramos a la cima y compramos chanclas en la tienda de regalos, ¡fácilmente los mejores $ 40 que gastamos en este viaje!

Tuvimos dos amigos con nosotros que programaron tres inmersiones con Sail Caribbean Divers, así que una vez que salimos de The Baths, navegamos a Spanish Town para reunirnos con el equipo de buceo para su primera inmersión de buceo. Mientras fueron a explorar The Dogs, hicimos snorkeling y practimos un poco de yoga en el yate! Planeamos quedarnos en Spanish Town esa noche, pero todos acordaron que Leverick Bay tendría una mejor vista para pasar la noche. Después de navegar rápidamente hacia Leverick, cenamos a bordo y luego fuimos a la orilla para tomar algo después de cenar.

day2_baths.jpg

Día 3 – Scrub Island

Los buzos del grupo hicieron otra inmersión en Spanish Town en la mañana y luego nos dirigimos a Scrub Island para un día relajante junto a la piscina y el spa. No todas sus conexiones electricas y de agua están disponibles en este momento, así que tenga en cuenta la posibilidad de utilizar su generador por la noche. Sin embargo, el bar de la piscina en el nivel superior, el restaurante, el mercado pequeño y el spa están abiertos. Todos recibimos masajes para parejas y pudimos disfrutar de la piscina privada del complejo con una botella de champaña. El spa es realmente de 5 estrellas y definitivamente vale la pena visitar si quiere llevar su relajación a un nivel superior. También dejamos una carga de nuestra ropa de viaje y toallas en la recepción para lavarla ... a un costo de $ 30 por bolsa ... solo asegúrese de dejarla antes de las 2:00 PM para que esté lista a la mañana siguiente.

day3_scrubspa.jpg

Día 4 – Anegada

Hicimos una hermosa y larga navegación hacia Anegada y llegamos alrededor de la 1:00 PM. Tan pronto cuando entre, un grupo de chicos en bote vendrán a darle una serenata para cenar en su restaurante, sacarle la basura, ofrecerle hielo e incluso para hacer arreglos para alquilar motonetas. Siempre escogemos comer en el Anegada Reef Hotel para cenar langosta, así que rápidamente los llamamos por radio y pedimos las langostas más grandes que tenían. En mi opinión, el ambiente de "los pies en la arena" de este lugar no puede ser superado!

Luego nos dirigímos a la orilla para asegurar nuestro alquiler de motonetas para el próximo par de días. Le aconsejamos que alquile motos de tierra en el futuro ya que hay arena profunda en algunas de las carreteras, lo que hizo que las motonetas estuvieran un poco inestables y más difícil de manejar. Afortunadamente, una pareja en nuestro grupo alquilaron un jeep, así que pudimos ir con ellos!

Originalmente habíamos planeado pasar dos días aquí, para tomar clases de kitesurf, pero por desgracia el viento no cooperó. Este es un gran ejemplo de por qué es mejor hacer flexibles sueltos e ir con la corriente! Estoy muy contenta de haber decidido seguir con nuestro plan para alojarnos 2 noches allí de todos modos, ya que pudimos ver todo en la isla.

Antes de la cena, llegamos a Loblolly Bay para una ronda de bebidas y exploración, fuimos a través del asentamiento para disfrutar de un largo viaje, y pasamos un poco de tiempo hablando con el dueño de Loblolly Bay. ¡Debe probar su pollo rotisado! Se cocina a la orden, así que planee en usar ese tiempo para practicar snorkeling al frente.

day4_anagada_sunset.jpg

Finalmente nos dirigimos de nuevo al yate para disfrutar de un happy hour en el agua y prepararnos para una comida bajo las estrellas.

Día 5 – Anegada

¡Nos despertamos temprano, emocionados de continuar nuestras exploraciones! Nuestro cocinero contratado fué a la orilla a la panadería local y compró pan casero de plátano para el desayuno. Fue divino, y recomiendo encarecidamente visitar la panadería para que compre algunas cosas. Nos dirigimos a la playa Cow Wreck para disfrutar de un happy hour en la mañana. Porque como dice Jimmy Buffett — "it’s 5’oclock somewhere!"

day5_anagada.jpg

Fue una hermosa y pacífica vista a esa hora del día y teníamos todo el lugar para nosotros. Lentamente nos reunimos y nos dirigimos a The Anegada Beach Club por el resto del día, que parecía completamente ileso de la tormenta. A todos nos encantó la sombra que proporcionaban en la playa, así como cerca de la zona de la piscina. La comida era deliciosa y recomiendo encarecidamente la ensalada de camarón y quinoa. Hicimos un recorrido rápido para echar un vistazo a los flamencos y luego encendimos nuestras motonetas y nos dirigimos al yate para otro happy hour en el agua y la cena a bordo. Terminamos la noche con un gorro de noche en The Wonky Dog, que aún hospedaba a algunos clientes de la cena.

Día 6 – Cane Garden Bay

Salimos de Anegada temprano y navegamos hacia Cane Garden Bay. En el camino, nos detuvimos por Guana Cay, que estaba perfecto para practicar snorkeling, paddle boarding, y kayak. Después de disfrutar de un entorno tranquilo, continuamos nuestra travesía. Una vez que llegamos, pudimos llenar nuestros tanques de agua, sacar la basura, y agarrar unas cuantas bolsas más de hielo. Fuimos directamente a tierra, así que pudimos visitar la destilería de Callwood antes de que cerrara (está abierta hasta las 5:00 p.m.), aunque el camino hasta allí no era tan exuberante, fue interesante escuchar cómo se prepararon para el huracán mientras degustabamos todas sus muestras ofrecidas regularmente, incluido el infame ron "Panty-Dropper".

El mercado de frente de la playa no está abierto actualmente, pero hay uno en la carretera trasera en el camino a la destilería. Fue uno de los mejores que vimos en la zona de velerismo, ofreciendo productos frescos, cerveza, vino, bebidas espirituosas, aperitivos y otros artículos básicos.

day-6.jpg

Pasamos el resto del día disfrutando de las aguas tranquilas en nuestro yate con una bebida en la mano. No estábamos muy seguros de qué hacer para cenar aquí, ya que normalmente comemos en Myett, que sólo estaba sirviendo un menú de almuerzo limitado. Por recomendación de Myett, caminamos hasta el Paradise Beach Club para ver su menú. Tengo que decir que estábamos muy dudoso sobre si queríamos cenar allí. Parecía que se convertiría en un lugar de fiesta por la noche y el edificio estaba cubierto en su mayoría por lonas post-Irma (aplique el viejo dicho de mamá acerca de nunca juzgar un libro por su cubierta). Finalmente decidimos darle una oportunidad, y estamos contentos de haberlo hecho! Como hicimos en una reservación para por la tarde, tenían nuestra mesa reservada cubierto con un paño de mesa blanca justo en la arena con una fogata cerca. Incuestionablemente, esta fue una de las mejores comidas que tuvimos durante toda la semana. Desde pizza con corteza casera a langosta alfredo, el menú no nos decepcionó. Los dos vegetarianos a bordo estaban extasiados con todas las verduras frescas que fueron capaces de pedir, y el servicio era fuera de este mundo.

Día 7 – White Bay & Norman Island

Estábamos en una buena racha yendo a la cama y despertándonos temprano, así que decidimos ir al The Bubbly Pool antes de dirigirnos a Soggy Dollar Bar. Probablemente no recomendaría ir aquí si no ha estado antes. Hay un letrero que dice que está actualmente cerrado y hay un poco de escombros bloqueando la entrada. Sería difícil encontrar el camino si no esta familiarizado con lo que solía parecer, pero la caminata en sí era todavía agradable. La piscina burbujeante se veía muy similar como antes, pero el paisaje circundante estaba completamente aplanado.

Después de que mi marido completó su escultura de roca (si alguien va aquí y lo ve todavía en pie, que me haga saber! Él estaría muy orgulloso de sí mismo!) nos dirigimos a White Bay para un día de travesuras. Uno de nuestros mejores amigos, que resultó ser un ávido amante de las Islas Vírgenes Británicas también, nos ordenó unas cuantas rondas de "Painkillers" en el Soggy Dollar. Esta es una sorpresa Super divertido para tratar a alguien si sabes que será en el bar. Sólo asegurece de darles una aviso para que puedan buscar su nombre en la lista de bebidas.

day-7-soggy.jpg

Soggy se veía absolutamente fantástico. Pudieron salvar todos los cientos de parches que los usuarios han dejado a lo largo de los años y ya los han vuelto a colgar. Estábamos tan felices de encontrar el parche de salvavidas del océano que dejamos hace dos años colgando orgullosamente del ventilador de techo. La barra original estaba intacta y todo lo demás tiene un buen estiramiento facial. Ahora cuenta con una tienda de regalos más grande, palmas recién plantadas, y toneladas de mesas y sombra donde solían encontrarse las cabañas.

Después de tomar ron, nos dirigimos a Hendo's Hideout, que también estaba en perfectas condiciones. El servicio y la comida eran geniales, había una agradable brisa del agua. Después de tratar de decidir si queríamos Karaoke en Foxy's o disfrutar de una noche más discreta, decidimos optar por este último y navegamos a Norman Island.

Día 8 – Peter Island & Willy T

Los buceadores del grupo tuvieron su última inmersión programada en The Indians, y dijeron que fue sin dudas su inmersión favorita del viaje. Decidimos pasar la mañana explorando Norman Island a pie. Sólo hay un coche en la isla, pero hay un camino claro que va a unas cuantas direcciones diferentes. Realmente disfrutamos de la caminata hasta la cima y disfrutamos una vista impresionante del otro lado de la isla.

Almorzamos en The Bight, que ofrecía una deliciosa selección de ensaladas, roti, hamburguesas y curry. Mientras nuestros amigos estaban en su inmersión, fuimos y navegamos a Peter Island para celebrar el recién inaugurado Willy T! Durante el día fuimos a tomar un trago con la intención de ver bien la isla, e hicimos nuestra entrada oficial en grupo más tarde esa noche.

Después de unos pocos saltos en la espalda y demasiados shot-skis, encontramos nuestro camino de regreso al yate para un poco de baile nocturno y nuestra última noche de sueño a bordo. El nuevo anclaje para la infame barra flotante es absolutamente magnífico, pero no hay tantas boyas de amarre como las que hay en Norman Island, así que asegúrese de no espere demasiado a llegar allí para pasar la noche. Es un poco profundo para anclar y nadie quiere estar en guardia después de una noche de diversión.

8.jpg

Día 9 – Villa Privada en West End

Nos despertamos yendo a la base de The Moorings, y aunque estábamos tristes de irnos, sabíamos que no era un adiós, sino un hasta luego. Nuestro viaje no había terminado, ya que planeábamos quedarnos en una villa que encontramos en Airbnb con vista a Long Bay Beach hacia West End, llamada Silver Palms. Estaba a unos 25 minutos en taxi desde la base, y en realidad era uno de nuestros lugares favoritos del viaje. Ofrecía una piscina privada, un paisaje exuberante y una vista impresionante de la playa. Contratamos un chef privado, el chef Chet, para preparar la cena de despedida más fantástica. Si usted tiene la oportunidad de utilizar sus servicios durante su tiempo en las islas, lo recomiendo encarecidamente. Sus platos estaban preparados con amor y sabían deliciosos.

day-9-floats-in-pool.jpg

Día 10 – Rumbo a Casa

Ahora realmente era el momento de decir adiós... por ahora. Nos dirigimos al aeropuerto, terminamos una última botella de champán (porque sólo en vacaciones es semi-aceptable para hacer estallar una botella de champán en el aeropuerto a las 9:00AM) y conocimos a nuestro capitán de Fly BVI, quien nos llevaría lejos del paraíso y de vuelta a casa. Fly BVI fue tan increíble como en el viaje de ida, con un representante que nos ayudó en el aeropuerto y se aseguró que llegaramos a donde necesitábamos estar.

day_10_sunset.jpg

Así que, en general, ¿qué pensamos de las islas después de Irma?...

Mi marido y yo hemos estado en las Islas Vírgenes Británicas muchas veces y los otros cuatro en nuestro grupo eran novatos de las Islas Vírgenes Británicas. Debatimos cuál de nuestros fabulosos destinos visitar cuando comenzamos a planear y en el momento en que nos fuimos, estuvimos un cien por ciento seguros que hicimos la elección perfecta. Aunque algunas zonas todavía están enfrentando daños a consecuencia del huracán, no habríamos cambiado una sola cosa sobre nuestro tiempo allí y nos alegramos que llegamos a gastar dinero para ayudar a apoyar la economía local. Habían mucho restaurantes disponibles, hielo y agua eran increíblemente fáciles de encontrar, y la belleza natural nos rodearon por todas los lugares fuimos.

Si usted es un veterano de las Islas Vírgenes Británicas o va a visitarlas por primera vez, las Islas Vírgenes Británicas son un poco diferentes de lo que eran antes del huracán Irma, pero todavía son un destino maravilloso digno de su apreciado tiempo de vacaciones. Así que, deje de preocuparse por lo que le puede esperar y comienze a buscar todas las cosas especiales que le esperan cuando llegue: relajación tomando sol, cócteles infundidos con ron, playas impresionantes de arena blanca y aguas caribeñas-azules, cálidos vientos alisios e incluso sonrisas cálidas de los locales ansiosos por darle la bienvenida nuevamenete a las Islas Vírgenes Británicas!

Planear Mi Escapada a Las Islas Vírgenes Británicas

Encontró este artículo útil?
15

Subscribase a Nuestro Boletín Electronico

Reciba promociones, últimas noticias y mucho más!

PROTECCIÓN DE INFORMACIÓN
Todos los detalles proporcionados por usted serán conservados por nosotros y utilizados de acuerdo con nuestra Política de privacidad.
Es posible que de vez en cuando nos comuniquemos con usted por correo electrónico con más información sobre las últimas ofertas, folletos, productos o servicios que creemos que pueden ser de su interés, de The Moorings.
En cualquier momento, puede solicitar no recibir información sobre nuestros productos y servicios y dejaremos de enviarle información de esta manera.
Al hacer clic en "Envie", usted confirma que ha leído y comprendido nuestra Política de privacidad y acepta nuestro uso de su información.